14 de junio de 2012

Juego de Tronos: El príncipe de Invernalia

He estado a un pelo de no escribir sobre este episodio. ¡A un pelo! Uno de esos muy finos de los que hay que fortalecer con champú HP neutro.

Sabía que antes o después me pasaría algo así, y si no llega a sucederme tan cerca del final, probablemente no me seguiría esforzando en terminar esta serie de artículos tan poco agradecidos que, eso sí, atraen montones de visitas de pervertidos buscando fotos de Emilia Clarke desnuda. Por supuesto, ya os adelanto que es más que probable que no haga lo mismo con la tercera temporada. Quiero volver a hablar de tonterías con total libertad y darle variedad al blog, no atiborrar la página de grandes sagas de reseñas de Juego de Tronos.

Además, y para ser honestos, necesito recuperar fuelle. Esto de escribir dos artículos semanales está acabando conmigo. Aquí todo parecen risas y buen rollo, pero, entre bambalinas, soy un tío que curra una barbaridad horas a la semana y que apenas se tiene en pie cuando llega el viernes. Es como llevar una doble vida. Durante el día, trabajo en una oficina, y por la noche... sigo currando o saco tiempo de donde no lo hay para escribir 700 palabras sobre una viñeta en la que el Capitán América cabalga sobre Iron Man. Y sin duda, me hago mayor, porque ya no aguanto tan bien el tipo durmiendo menos de cinco horas diarias.

Pero ya está bien de daros la chapa. Supongo que alguno de vosotros aún querrá que hable de Juego de Tronos. ¿Mucho suponer quizás?

Cuando repaso El príncipe de Invernalia, lo primero y casi lo único que me viene a la cabeza es lo profundamente subnormales que me parecieron Tyrion y su hermana Cersei en la escena en la que los guardias del rey traen presa a una de las prostitutas de Meñique.

Estoy convencido de que no soy el único que pensó que la reina estaba tendiendo una trampa a Tyrion para que le condujera hasta Shae. El hecho de que todo fuera exactamente lo que parecía, sin sorpresas ni giros inesperados, me dejó lo suficientemente desilusionado como para que me haya costado más de lo normal sentarme a escribir esto. Soy muy sensible a la estupidez.

En particular, el momento en el que Tyrion se da cuenta de que la mujer a la que ha capturado su hermana no es en realidad su amante, me hizo sentir vergüenza ajena. Entre el tono monocorde de Peter Dinklage y la cara que pone, que refleja menos sufrimiento que si se le hubiera desatado un zapato, su interpretación no la disculparía ni el director de una obra de teatro de un colegio para niños autistas. Pero Cersei se traga el anzuelo igualmente. Es lo más idiota que he visto desde que Tyrion le tomó el pelo a los consejeros del rey con un truco que tenía más agujeros que un colador.

Y eso por no mencionar, como bien apunta Eter en los comentarios, lo inconsistente que es este rifirrafe fraterno con aquella tierna escena del episodio inmediatamente anterior.

No te había visto en la puñetera vida. Quiero decir... ¡Shae, amor mío!

Menos estúpida, aunque más lamentable, es la escena en la que Robb se pone cachondo escuchando a Talisa hablar sobre el día en que decidió dar un giro a su vida y ayudar a los menos afortunados, y los dos acaban follando en el suelo.

En mi opinión, la escena podría haberse cortado perfectamente en cuanto comienzan a pegarse el lote, porque el resto ya se lo puede imaginar el espectador él solito; pero se ve que los planos de culos eran imprescindibles para entender la relación entre ambos personajes.

El caso es que creía que a estas alturas ya habíamos superado la fase de los desnudos gratuitos y estaba equivocado. Esto me pasa por confiar en el criterio de una cadena de televisión. ¡Yo te maldigo, HBO! ¡Maldigo las nalgas arbitrarias! ¡Os maldigo!

¿Con-don? ¿Y eso qué es?

Igualmente decepcionante me pareció la conversación que mantienen Stannis y Davos en la cubierta de la nave capitana de la flota Baratheon. El diálogo, que apenas dura cuatro minutos, profundiza en la relación que mantienen estos dos personajes y nos permite conocerlos un poco mejor, dotándolos de un interés que, hasta ahora, no tenían. ¿Cuál es entonces el problema? Pues sencillamente que los guionistas han esperado al OCTAVO episodio para escribir esta escena, cuando lo cierto es que podría haber encajado prácticamente en cualquiera de los episodios anteriores.

Lo siento, pero ya es tarde para lograr que apreciemos a unos personajes tan planos y aburridos. Solo espero que en algún universo alternativo no cometieran el mismo error y que en ese universo alternativo yo no esté escribiendo sobre Juego de Tronos, sino cazando caimanes en Florida.

Al final se ha quedado buena noche, ¿eh?

Por supuesto, también hay momentos buenos y entretenidos, quizá la mayoría, pero se olvidan muy fácilmente. Entre lo mejor, tenemos a Brienne conduciendo a Jaime a Desembarco del Rey para utilizarlo como moneda de trueque con Sansa, y también a Arya jugándosela a Jaqen para que la ayude a escapar con sus amiguitos ahora que Tywin ya ha partido de Harrenhal para, se supone, atacar al ejército de Robb.

Aparte de eso, no tengo nada más que comentar. Voy a tomarme una taza de leche con cacao bien caliente a ver si me acuesto siendo persona.

11 comentarios :

  1. a mi este me pareció de los episodios más flojitos... demasiado alargado para no comenzar con el final de la temporada... que también es algo extraño, todo sea dicho de paso.

    Lo de Robb... bueno, supongo que en la serie querrían darle algo de protagonismo, porque en los libros siempre ha parecido un personaje muy secundario y se supone que es uno de los reyes y tal.

    Y con sus minutos han sacrificado algo los de Davos a lo largo de la temporada. En el libro, al narrarse todo desde su óptica si se entiende más a Stannis y la propia relación que Davos tiene que con él... en la serie ni siquiera estoy seguro de que hayan dicho que Stannis le cortó los dedos de una mano por contrabandismo y acto seguido le nombro ser XD.

    Eso si, para mi gusto la peor escena es la de Tyrion y Cersei, no por lo que comentas o por la jodida Ross de nuevo por ahí... es que precisamente en el capítulo 7 habían tenido una escena bonita de hermanos y ahora en la siguiente Cersei vuelve a ser la hija de puta de siempre... queda algo inconsistente.

    pd: next week... Blackwaters.

    pd2: next next week... Emilia Clarke XD

    ResponderEliminar
  2. Este episodio parece adolecer de todo menos de culos y de aburrimiento, no obstante recordad que el final de la segunda temporada se acerca y que seguro que tiene una fiesta de fin de curso tan sorprendente como el despegue de la cabeza hacia el infinito y más allá de la cabeza de Ned Stark en la fiesta anterior.

    No obstante veo al escritor un poco disperso, quizás no ver el avanzado estado de gestación entre Daenerys de la Tormenta con sus pechos turgentes y Ser Yorah Mormont (que tiene de mormón lo que yo de doctor) ha hecho que la desidia se apodere de él al narrar este episodio.

    ResponderEliminar
  3. Hable Ud, de tonterías con total libertad y sorprendanos con cada nueva entrada. Mola leerte, ya sea de JdT, fast-food de importación o de Xena. Por mi parte, añoro la sección de tus compras.

    ResponderEliminar
  4. Madre mía, mira que no me suelo quejar de los cambios y licencias que hacen con juego de tronos, que por lo general me parecen necesarias y bien traidas, pero lo que han hecho con Shae, Cersei y Tyrion ha sido un quiero y no puedo colosal, se han comido con papas toda la trama de los amantes y las prespitutas y han ido al meoyo como si el espectador de la serie supiese por ciencia infusa el resto de la historia, lo dicho, en el libro se explica todo mejor, bueno...se explica, que no es poco.

    PD: Y tómatelo con calma hombre, que las pepitas de oro no se pueden forzar ;)

    ResponderEliminar
  5. eter: Sin tu permiso, incorporo tu reflexión final al artículo. Te doy toda la razón.

    Doctor Müller: Fíjate si estoy disperso que no estoy del todo seguro de si por "el escritor" te refieres a mí. Digo que yo sí.

    Critical +: Quizá debería recuperar la sección de compras, pero hace tiempo que no hago ninguna que merezca la pena en su conjunto.

    luismifox: ¿En el libro hay toda una trama de amantes y prostitutas? Recristo...

    ResponderEliminar
  6. Para la semana que viene es el capítulo 9?
    DIOOS como me tarda tu entrada del capítulo nueve :DDD
    va ser tremenda fijo!

    jaja!

    Un saludo

    ResponderEliminar
  7. Tengo un batiburrillo total con qué pasa en cada episodio (con decirte que ni me he molestado en aprender los nombres de los personajes... ). La segunda temporada me ha dejado con desgana total de una tercera (hasta las tramas acabando supuestamente en todo lo alto, incluida la escena final, nada más que han esbozado en mi rostro un medio bostezo de hastío).

    Por mi parte agradezco el esfuerzo que te has dado con la temporada (para mí la imagen de una comedia, con Brienne y Jaime de protagonistas, lo compensa todo). Además para desnudos gratuitos tengo el resto de internet.


    Saludetes

    P.d. Muy atinada la reflexión sobre lo de Stannis y Davos. Según me dijo mi hermano, que leyó los libros, Davos es un personaje muy interesante que, por lo que apunta en la serie, está quedando muy desdibujado.

    ResponderEliminar
  8. Pues hombre, anímate. Si te reconforta lo primero que hago cuando llego a casa es mirar en mi lector de noticias a ver si El Tipo de la Brocha ha escrito una nueva entrada en su blog, una nueva y divertida reseña que me haga olvidar por unos minutos lo simple que se ha vuelto mi vida. Te necesitamos.

    Es cierto que la serie ha bajado de calidad con respecto a la primera temporada. Aquella no es que tuviera un ritmo espectacular, pero en esta temporada estoy viendo tontás incomprensibles capítulo tras capítulo.

    Acabo de mirar y los directores no son los mismos que la primera temporada, igual ahí está la razón del bajón de calidad... o que los "plazos de entrega" fueran más apretados, yo que sé. Lo que si que tengo claro es que esta serie todavía sigue siendo buena, por encima de otras series que se pueden ver ahora mismo. Salvando las diferencias con las novelas en esta segunda temporada seguiré viéndola todas las semanas hasta que termine... igual que hice con The Walking Dead (que no se parece en nada al cómic).

    PD: tío, que te ha pasado, ¿desde cuándo has menospreciado un desnudo gratuito?

    Saludos y ánimo.

    ResponderEliminar
  9. ari: Sí, solo dos semanas más y se acabó Juego de Tronos. Espero escribir la siguiente entrada con un poco más de ánimo. Si el episodio es solo un poco mejor que este, no será difícil.

    Descastado: Probablemente si no escribiera estas entradas, yo también tendría un lío tremendo en la cabeza. Al final, la serie no es más que una película muy larga que vemos a cachos y con una distancia de una semana entre uno y otro. Es lo que tiene adaptar un libro.

    Gelovic: Muchas gracias, hombre. No desprecio los desnudos gratuitos, pero los hago depender del producto. En una peli de serie B, son salvavidas; aquí, dejan menos tiempo a escenas mejores.

    ResponderEliminar
  10. El capitulo de hoy desde mi punto de vista vale la pena, se dejaron el presupuesto en el ! :D

    ResponderEliminar
  11. Aquí una adaptación libre en estilo Game of Thrones
    para una novela histórica:

    http://issuu.com/novelaestigmadelbarbaro/docs/el_estigma_del_barbaro_altoindividual

    ResponderEliminar